cerrar
Búsqueda
Se buscan resultados
No hay resultados
    Backstage
    La vida cotidiana en Krones en tiempos de coronavirus, parte 7: del restaurante al armario eléctrico
    Debe aceptar las cookies para utilizar esta funcionalidad.
    22. marzo 2021
    2:25 min.

    Doris Götzfried, Katja Hofer y Sieglinde Hess hacen parte de la familia Krones desde hace mucho tiempo y normalmente trabajan en el restaurante de la empresa para los clientes. Sin embargo, durante la pandemia no hubo visitas de los clientes, y también el restaurante tuvo que cerrar. Para las tres técnicas de administración hostelera ya no había por lo tanto trabajo en su puesto habitual, por lo que Krones solicitó la reducción de las jornadas laborales también para esta sección, entre otras. Sin embargo, en otras secciones, como en la construcción de los armarios eléctricos de distribución, había mucho trabajo y así las tres colegas no dudaron en ofrecer su ayuda en esa sección. 

    Article 24533
    Katja Hofer, Doris Götzfried y Sieglinde Hess (de izquierda a derecha) en su puesto de trabajo habitual

    Lo anterior implicó muchos cambios para ellas ya que su rutina diaria cambió completamente. «En el restaurante de la empresa nos ocupamos, entre otras cosas, de las reservaciones de las mesas, de definir los menús, de decorar las mesas y el restaurante, de dar la bienvenida a los huéspedes, de recomendar platos y de servir las comidas, y también de mantener el restaurante limpio y ordenado», describe Doris Götzfried lo que era antes su día de trabajo habitual. En cambio, en la construcción de los armarios eléctricos, la agenda diaria es muy diferente: «Aquí, preparamos las placas de montaje y los marcos de cableado para el montaje del armario, instalamos componentes individuales según el diseño específico, controlamos las placas y los marcos después de la instalación y damos una mano a los demás colegas en donde podemos. Recientemente, cortamos, por ejemplo, las tapas de canaleta para los carritos portacables», explica Sieglinde Hess. 

    Article 24534
    Las tres colegas en su nuevo trabajo en la construcción de armarios eléctricos.

    Para mí, esto suena a un cambio enorme: yo que ya fracaso cuando tengo que ensamblar algún mueble sencillo, lo que demuestra mi enorme falta de habilidad manual. Doris, Katja y Sieglinde ya se han adaptado bien a su nuevo entorno de trabajo: «El equipo de construcción de los armarios eléctricos nos recibieron muy amablemente. Los colegas nos explican todo con mucho detalle y siempre se toman tiempo para contestar nuestras preguntas. Nos sentimos como miembros plenos del grupo». 

    Así, las tres colegas tomaron una decisión proactiva de ayudar donde había necesidad al momento, un buen ejemplo de cómo aplicar nuestro lema «we do more». El compromiso, el exitoso trabajo en equipo y la flexibilidad de mis tres colegas son, en mi opinión, la base perfecta para afrontar esta crisis y, además, muestra cómo sacar el máximo partido de estos tiempos difíciles. Por cierto, Doris Götzfried, Katja Hofer y Sieglinde Hess también han aprendido algo: «Hemos aprendido a ver nuestras máquinas desde una perspectiva diferente. En el restaurante no tenemos mucho que ver con nuestros productos. Ahora nos podemos imaginar mejor todo el trabajo que se requiere para planificar y construir una máquina».
     

     

    22. marzo 2021
    2:25 min.
    kronesES
    kronesES
    0
    10
    1