cerrar
Expansión del coronavirus
Krones asume la responsabilidad por su personal, clientes y socios. Hemos adoptado una gran variedad de medidas para frenar la propagación de la infección y al mismo tiempo seguir apoyando a nuestros clientes de la mejor forma posible. Leer más
cerrar
Búsqueda
Se buscan resultados
No hay resultados
    Cerveza
    Un éxito rápido para Skol
    Volver
    Un éxito rápido para Skol

      Cuando la demanda por cerveza aumentó en Ruanda hace algunos años, Unibra decidió en 2010 producir la cerveza de malta pura también localmente y para tal fin construyó una planta cervecera nueva: la Skol Brewery Ltd. (SBL).

      00 - Article 18818
      Eustache Mpiko, Engineering Manager de SBL

      Límite de la capacidad alcanzado

      Inicialmente Skol fue muy cautelosa y dimensionó sus capacidades de fermentación y maduración con 100.000 hectolitros. Pero debido a que ya en el primer año el volumen de ventas alcanzó 80.000 hectolitros, la cervecería aumentó continuamente la capacidad de sus tanques. Hasta el 2017 el volumen de ventas había aumentado a 400.000 hectolitros por año y Skol había llegado al límite de sus capacidades. Porque la línea de envases de vidrio retornables instalada, la cual incluía también máquinas usadas de Krones, procesa apenas 24.000 botellas por hora. Para poder atender la demanda cada vez mayor, SBL debía invertir en una segunda línea. Para tal fin y dentro del marco del proyecto greenfield se construyó una nave nueva, en la cual fue instalada una línea completamente nueva de Krones.

      Línea de 25.000 botellas de vidrio retornables por hora

      «Queríamos tener máquinas de calidad»

      Skol encargó la línea a Krones en enero de 2018, en septiembre comenzó la instalación, y en noviembre la producción, todo a plena satisfacción de Eustache Mpiko: «Tomamos la decisión acertada al optar por Krones. Ya habíamos tenido una experiencia positiva por muchos años con las máquinas Krones de la primera línea. Por eso también conocíamos el buen servicio posventa de Krones», afirma y añade: «Producimos cervezas de calidad, por lo tanto también queríamos tener máquinas de calidad».

      Las botellas de cerveza se embalan exclusivamente en cajas, mientras que cantidades menores para la exportación se embalan manualmente en cajas de cartón. Para Mpiko uno de los componentes estrella son la encajonadora y la desencajonadora Linapac II, ya que permiten realizar los cambios de formato a través de la pantalla táctil y de manera completamente automática. «Eso nos permite cambiar de formato en toda la línea en 45 hasta máximo 60 minutos» afirma Eustache Mpiko. «Así alcanzamos una eficiencia de la línea de más de un 85 por ciento». Cada Linapac II dispone de cinco cabezales de agarre para diferentes tamaños de botellas. Se guardan directamente junto a las encajonadoras de funcionamiento intermitente. Desde un comienzo la línea opera en un régimen de tres turnos con seis operadores, respectivamente. «Eso nos permite dar un respiro a la línea antigua».

      Skol mismo capacitó por más de un año al personal operador de la nueva línea en la línea existente, la cual está equipada en gran parte también con máquinas de Krones. A finales de 2019 el Krones Center East Africa realizó un entrenamiento in situ en las máquinas particularmente importantes como la llenadora, la etiquetadora y la inspeccionadora de botellas vacías. Y si por si acaso todavía fuese necesaria la asistencia de Krones, un técnico del centro de servicio posventa en Nairobi podría llegar a la planta en apenas seis a ocho horas. «La proximidad del Centro fue igualmente una ventaja a favor de Krones», opina Eustache Mpiko. Además está previsto firmar un contrato de mantenimiento con Krones cuando termine el plazo de la garantía. Desde ahora, SBL ya firmó un contrato de servicio posventa de asistencia remota.

      La decisión por Krones fue acertada.

      Eustache Mpiko

      Seguir creciendo

      Skol Brewery ya tiene grandes planes para el futuro: «El consumo de cerveza en Ruanda depende directamente del crecimiento económico. Durante los últimos años dicho crecimiento fue de un siete por ciento anual y se espera que siga siendo así. Aquí hay mucha gente joven, quienes en un futuro cercano se convertirán en potenciales consumidores de cerveza. «Si todo va bien», así Eustache Mpiko, «podríamos pensar en otra línea de llenado adicional de Krones».


      Máquinas y soluciones seleccionadas
      kronesES
      kronesES
      0
      10
      1